Como museo de sitio, el Museo Nacional de las Intervenciones destina su planta baja a ilustrar las actividades que formaban parte de la vida conventual, para ello se cuenta con dos salas cuya intención es recrear el funcionamiento de dos espacios que protagonizaban la vida en aquella época: la cocina y el refectorio.

En cuanto a su funcionamiento como museo nacional cuyo objetivo es explicar las intervenciones militares de las que fue objeto nuestro país durante los siglos XIX y XX, el Museo destina su planta alta a la narración de tales acontecimientos históricos quedando organizado de la siguiente manera:

Introducción. Representado por diversos objetos históricos como banderas, cuadros, armas y periódicos insurgentes, la sala refiere los aspectos geopolíticos que llevaron a las diversas potencias extranjeras a despertar su interés por controlar el territorio del México naciente.

Independencia. Contempla pinturas, retratos, objetos y documentos históricos como el Acta de independencia y la Constitución de 1824; la sala explica las dificultades que se enfrentaron durante el proceso de independencia y refleja la importancia y protagonismo de algunos personajes y batallas históricos en este acontecimiento para nuestro país.

Las primeras intervenciones armadas en México. En esta sala se explica la forma en que España intentó reconquistar México hacia el año 1829, enfatizando los factores que propiciaron la expedición peninsular a Veracruz y Tampico, así como la resistencia sostenida por las milicias cívicas y el triunfo obtenido por el ejército mexicano al expulsar a los invasores.

De igual forma, aborda la intervención francesa de 1838-1839, explicando las razones que habría tenido Francia para sostener una presencia armada en aguas veracruzanas; destaca la capacidad de negociación de los representantes mexicanos para resolver el conflicto, así como el uso, como herramienta diplomática, del derecho internacional.

Intervención norteamericana de 1846-1848. Resalta una serie de litografías, mapas y documentos importantes que buscan explicar la forma en qué se perdió el territorio de Texas al ser anexado a Estados Unidos, bajo el contexto de la aplicación de la doctrina Monroe “América para los americanos”; así, se ilustra el conflicto bélico y las batallas que derivarían de ello y se describe la conclusión de la guerra mediante la firma del tratado de paz por el que México perdía más de la mitad de su territorio original; además incluye la pérdida de La Mesilla.

Intervención francesa y el Imperio, 1862-1867. Esta sala explica la disputa entre liberales y conservadores en la que encontró justificación la presencia armada de las fuerzas francesas. Se destaca aquí la figura de Benito Juárez, como símbolo de la defensa de la soberanía nacional ante los intereses hegemónicos de la potencia francesa. Finalmente, la sala concluye con la explicación de las resistencias presentadas por los republicanos en sus diferentes fases, así como de las condiciones que impidieron la permanencia del segundo imperio y que, a su vez, facilitaron el triunfo de la República.

Exvotos, relatos pintados. En esta sala se observa una serie de expresiones de arte popular de los siglos XIX y XX que tienen un importante valor plástico y antropológico al ser testimonio iconográfico y escrito de situaciones extremas que enfrentaron quiénes solicitaron su elaboración con el fin de dar gracias por un milagro.

Porfiriato. Expone a través de fotografías, herramientas de trabajo y documentos de tipo periodístico, los contrastes sociales que representaría la entrada de México a la modernidad económica a principios del siglo XIX.

Revolución Mexicana. Explica de manera sencilla el proceso histórico de la Revolución Mexicana, con el apoyo de documentos, uniformes y fotografías de los personajes que fueron protagonistas de ese episodio de la historia de nuestro país.

Intervención Norteamericana de 1914 y 1916: la expedición punitiva de Pershing contra Villa. Expone las formas de intervención que habrían sido protagonizadas por Estados Unidos en el marco de la etapa constitucionalista de la Revolución Mexicana. De esta manera, en una primera parte se señalan los intereses hegemónicos que motivaron la ocupación de Veracruz en el año de 1914 por parte de las fuerzas armadas estadounidenses, así como la forma en la que la contraparte mexicana habría presionado para dar fin a este conflicto bélico; en una segunda parte de esta sala se describe la forma en la que el gobierno estadounidense se adjudicó la responsabilidad de pacificar al país en 1916, al advertir que la inestabilidad política y social que se experimentaba ponía en riesgo la seguridad de su frontera, en esta parte se describe a detalle la expedición punitiva emprendida por Pershing en contra de Villa al norte del país.

A- A A+