El Museo se encuentra justo en uno de los escenarios donde se libró una de las batallas más importantes contra el ejército estadounidense en 1847, la Batalla de Churubusco, de ahí que la temática del mismo responda a explicar las formas de resistencia mexicana contra las intervenciones extranjeras, así como las implicaciones que tuvo el expansionismo estadounidense en el México naciente.

En cuanto a la colección que resguarda el museo, ésta puede ser clasificada en varios rubros, uno de ellos responde más a las características de museo de sitio e incluye objetos, indumentarias y pinturas que reflejan la vida conventual del lugar, así como aquellas piezas y vestigios arqueológicos que se han ido recuperando a través de los múltiples salvamentos liderados por INAH en la localidad; en otro rubro, que respondería más al objetivo central de la fundación de este museo, es decir, las distintas intervenciones armadas vividas por México y de cuya experiencia se generaron y definieron los principales principios básicos de su política exterior: no intervención y autodeterminación de los pueblos, se cuenta con litografías, banderas, armas, mobiliario y accesorios tanto civiles como militares de la época, combinados con diferentes reproducciones que permiten recrear museográficamente estos hechos históricos.

Un tercer rubro comprende objetos y pintura de caballete que se corresponden con la época virreinal y que tienen un carácter tanto civil como religioso. Finalmente, habría que referir que el museo resguarda también un modesto pero interesante Archivo Histórico que cuenta con poco más de mil documentos dentro de los que se incluyen documentos religiosos como lavado de sangre y algunas bulas papales, los cuáles que constituyen un importante testimonio de la vida conventual, hasta algunos documentos que revelan detalles de la batallas y experiencias bélicas vividas por sujetos históricos durante el periodo de independencia.


  • 35, el número de soldados caídos del Batallón de San Patricio durante la batalla de Churubusco, en defensa de las ambiciones imperiales estadounidenses, en aquel histórico 20 de agosto de 1847.
  • 2.4 millones, es la cantidad de kilómetros de territorio mexicano que nuestro país perdió, luego de la guerra librada por México en contra de la intervención estadounidense entre 1846 y 1848, esa cantidad representaba más de la mitad del entonces territorio mexicano.
  • 10 millones, fue la cifra pagada en dólares por Estados Unidos al gobierno mexicano por la compra del territorio norteño de La Mesilla en el año de 1853.
  • 8, es el número de leyes expedidas entre 1859 y 1860 y que son ampliamente conocidas como las leyes de Reforma: Ley Juárez; Ley Lerdo; Ley de Iglesias; Ley de la nacionalización de los Bienes Eclesiásticos; Ley sobre el matrimonio civil; Ley orgánica del registro civil; Ley de exclaustración de monjas y frailes; y, Ley de libertad de cultos.
  • 62, es el número de días que duró la segunda ocupación de Puebla por parte el ejército francés, sitio que habría sido motivado por aquella histórica victoria del ejército mexicano sobre las fuerzas francesas en aquél 5 de mayo de 1862.

  • XI, el siglo de la posible fundación de Huitzilopochco, lugar donde se ubica hoy el ex Convento de Churubusco. Algunas fuentes mencionan que aproximadamente hacia el siglo XI llegaron a esta zona grupos provenientes del norte, posteriomrente de Tula, después de ser destruida esa ciudad; mientras que otras mencionan que durante su recorrido hacia el sur, los toltecas tuvieron contacto con grupos chichimecas y, al llegar a la cuenca de México, eran ya dos grupos fusionados en uno.
  • 1528, año en que se inicia la primera etapa de construcción del Convento de Churubusco, cuando los frailes franciscanos decidieron fundar una pequeña ermita.
  • 1672-1678, años en que Don Diego del Castillo y su esposa, Doña Elena de la Cruz, una pareja de ricos hacendados, cedieron parte de su fortuna para la reconstrucción del lugar que procuró hacerlo mucho más amplio, con mejoras arquitectónicas y estéticas.
  • 47-50, el número de frailes que habitaron el Convento.
  • 35, el número de soldados caídos del Batallón de San Patricio durante la batalla de Churubusco, en defensa de las ambiciones imperiales estadounidenses, en aquel histórico 20 de agosto de 1847.


El Museo Nacional de las Intervenciones tiene la misión de preservar los testimonios materiales que resguarda y el patrimonio histórico intelectual, relacionado con las intervenciones extranjeras que ha experimentado México y con el sitio prehispánico y convento novohispano de Churubusco, además de desarrollar el saber en torno a dicho patrimonio, y darlo a conocer, promoviendo su disfrute, valoración y apropiación, así como la reflexión en torno al pasado y presente de México, fomentando con ello una conciencia de identidad y de participación ciudadana en la población de México.

Concebimos al Museo Nacional de las Intervenciones como un espacio de formación reflexión y disfrute entorno al pasado y presente de nuestro país y a las manifestaciones culturales de la humanidad, con medios y estrategias de comunicación novedosa y accesibles, y servicios de excelencia que propicien una experiencia significativa en sus visitantes, atendiendo a las demandas y expectativas de la población y que su acción se encuentre inmersa en un proyecto de política cultural de carácter nacional.

El Museo Nacional de las Intervenciones es un recinto museístico que muestra testimonios históricos relacionados con las intervenciones extranjeras y otros temas de la historia de México. Se encuentra ubicado en una zona de gran relevancia durante la época prehispánica, resguardado por un monumento histórico que alojó en la época virreinal y primera mitad del siglo XIX al convento dieguino de Nuestra Señora de los Ángeles de Churubusco y que fue escenario de la batalla de Churubusco el 20 de agosto de 1847, motivo por el cual es considerado como un símbolo de la identidad nacional. El inmueble constituye una muestra valiosa del barroco tardío austero mexicano y es depositario de piezas histórico-artísticas relevantes. El MNI, pretende contribuir con el Estado mexicano, no sólo mediante el cumplimiento de sus tareas primarias o esenciales, sino en el fortalecimiento de la cultura como factor de desarrollo, cohesión e inclusión social.

El enfoque del MNI, está basado en dos valores: la inclusión y la accesibilidad y se centra en tres ejes rectores: efemérides, continente y contenidos. Nuestras actividades y proyectos benefician a la sociedad. Brindamos un servicio orientado a la excelencia, apegados a los valores apropiados y aspiracionales que hoy compartimos como equipo de trabajo, adheridos a las tareas sustantivas y objetivos del INAH y a las Leyes y Normas que nos rigen.
A- A A+