A- A A+
Tal vez, las piezas más observadas y admiradas por el público que visita el Museo Nacional de las intervenciones, o que simplemente transita por sus alrededores, son los cañones que flanquean tanto la entrada del Museo como la del templo de San Diego. Tales piezas transportan a la imaginación a escenas de violentos combates y actos heroicos, al grado de que no es extraño sentir el deseo de cargarlos y observar su estruendoso funcionamiento. Pues bien, hubo directores de cine y televisión que no se quedaron con las ganas; tal fue el caso del cineasta Emilio, el Indio Fernández y del actor Héctor Suárez. El primero, en su película "Soy puro mexicano" (1942) disparó (sin bala, suponemos) uno de los cañones de la entrada del templo para filmar la escena en que el personaje principal (interpretado por Pedro Armendáriz) es liberado de una prisión mediante un cañonazo en su celda. El segundo, Héctor Suárez, hizo lo propio para filmar un sketch cómico en su programa televisivo "¿Qué nos pasa?" de la década de los 80.


Faustino Amado Aquino
Investigador MNI-INAH