A- A A+
El arribo de Hernán Cortés y sus hombres a tierras americanas en 1519 causó gran expectación entre la población indígena. Desde su desembarco en Centla, lo que hoy es el estado de Tabasco, hasta su llegada a Tenochtitlán, fue “invitado” a retirarse de estas tierras. En algunos casos, como el de los mayas chontales, fue de manera hostil, al negarle a los españoles el desembarco para proveerse de agua y alimentos, lo que provocó un conflicto entre ambos grupos que terminó con la derrota de los indígenas y con la entrega de “regalos” como señal de paz, que consistía en diversos bienes y productos, así como la entrega de 20 mujeres, entre ellas Marina o Malitzin, la intérprete testigo de grandes acontecimientos en la conquista de México.

Tras llegar la información a Tenochtitlán sobre el avistamiento de navíos, con la intención de persuadir a los españoles de retirarse de estas tierras, Moctezuma envió emisarios que tenían la orden de ofrecer regalos que consistían en piezas de oro, plata, mantas de algodón y esclavos, creyendo erróneamente que con esto cambiarían de opinión, sin embargo, lograron la reacción contraria: aumentar la ambición y el deseo de hacerse de nuevas tierras en las que podría ejercer su poder y dominio.


Norma Elena Rodríguez Hernández
Investigadora del MNI-INAH