A- A A+
Cuando un conservador restaura algún objeto patrimonial, el nivel de conocimiento del objeto al que llega, puede ser muy íntimo. Gracias a la tecnología actual, es posible conocer aún más a los objetos. En el caso de las pinturas de caballete, se sabe que una práctica, no tan extraña, era el reciclaje de lienzos. De tal forma que debajo de las pinturas que podemos ver en la actualidad, hayan existido otras obras que fueron condenadas históricamente a ser olvidadas.

Una técnica utilizada por los restauradores para conocer lo que hay debajo de lo visible, es la radiografía. Esta técnica permitió descubrir que un retrato pintado en el siglo XIX, bajo resguardo del MNI, tiene debajo otro retrato de anterior temporalidad. El reúso de lienzos en la pintura, responde sobre todo a la escasez de materiales o a los altos costos de telas tradicionalmente usadas para la pintura, como el lino.

Gracias a la colaboración de la ENCRyM y sobre todo al apoyo de la Dra. Josefina Bautista, se tomaron radiografías de la pintura “General José Rincón Gallardo” y se descubrió el retrato de una mujer desconocida, de una etapa pictórica anterior, es decir, el lienzo fue reutilizado.