A- A A+
Este término procede de dos palabras francesas: Franc, que se traduce como libre, y Maçon, que significa albañil o cantero. Por su etimología francesa significa albañilería o arte de edificar libremente. Una de nición de ella la da Ramón Martínez Zaldúa quien dice: “Es un sentimiento fraternal que une, a través del tiempo y del espacio, a todos los hombres de buena voluntad, de todos los lugares y de todas las épocas que consagran sus esfuerzos a la construcción de una sociedad ideal de verdad, de justicia y de concordia”. Es presentado no sólo como un problema etimológico sino también de carácter conceptual, pues se le puede de nir de muchas maneras según la posición de cada escritor. Cabe destacar que la terminación Francmasonería es sinónimo de masonería y el empleo de ambas voces es distinto. De la masonería no se puede hablar en un sentido distinto, ya que por un lado existe una única masonería, y por otro existen muchas logias masónicas en cuanto a su orientación teórica y a su variedad de ritos. Así mismo cuando se habla de logias masónicas, son distintas unas de otras; pero su orientación conlleva a su denominación de sociedades secretas.

Ranulfo Gaspar Hernández
Investigador del MNI-INAH